R.

No puedo negarte
que tu sonrisa no me llama,
que tus ojos no aparecen
cuando contemplo en los suspiros de mi mente.

Tu sonrisa sigue brillando
y la alegría me sigue acompañando.

Y río, y sonrío
Y me siento niña y mujer

con solo sentirme y sentir la dicha
Del amor que brota
De la pasión que brota.

Se que allá lo sientes también
Como antes ya la hemos sentido ya.


Una y otra vez,
El amor vuelve a aparecer
Haciéndonos sentir niños,
Plenos,
Dichosos,
Chisposos
.

Y que rico,
Que rico el sentir la vida brincando
Del amor que ha resurgido
en las locuras
que siempre trae
nuestro vivo corazón.

– Una
18 de Noviembre del 2019

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s