Mayo 2020: Saturno, Venus y Júpiter comienzan su movimiento retrógrado

La buena astrología

Algunos planetas comienzan su movimiento retrógrado en mayo 2020: Saturno en Acuario, Venus en Géminis y Júpiter en Capricornio, que evidencian todos los problemas sociales, políticos y económicos con los que estamos lidiando como resultado de las restricciones actuales.  

Como resultado, muchas de nuestras actividades pueden ser limitadas, tanto a nivel personal como social. Se vuelve de vital importancia reevaluar las estructuras sociopolíticas y el gobierno o cómo gestionamos los recursos conjuntos, de qué se trata ser humano, pero dicha reevaluación requiere mucho tiempo.  

Los movimientos retrógrados de mayo 2020 nos dan la oportunidad de reestructurar nuestras vidas y encontrar nuevas soluciones que no se parecen a nada a lo que nos hemos acostumbrado. 

01 Beltane: festival celta del fuego 

Beltane entre fuego y Jethro Tull para celebrar la fertilidad. La madrugada del 1º de mayo, se celebra Beltane, uno de los cuatro festivales gaélicos y marca aprox…

Ver la entrada original 910 palabras más

¿ QUE ES LA BIODANZA ?

Biodanza en Barcelona

Biodanza es, entre otras cosas, un camino para rencontrar la alegría de vivir. La conexión con nuestro Ser más profundo, sin condicionamientos sociales: es descubrirse desde otra mirada.

Biodanza no comulga ni con religiones, credos ni  ideología que no sea la simple evolución personal a través de la toma de consciencia de nuestro cuerpo y emociones. Conseguir un objetivo depende de la implicación de cada uno.

La comprensión y la práctica diaria de estas técnicas enseña a integrar lo que somos, con lo que hacemos, sentimos y pensamos. Y permite percibirnos en el mundo de una manera más global, amorosa y mágica. A gozar de nuestros vínculos con el otro y con nosotros mismos con más confianza, alegría, salud, bienestar y serenidad.

Este sistema fue creado en los años 60 por el chileno: Rolando Toro. Psicólogo y antropólogo que lo denominó inicialmente como “psicodanza”. Actualmente se practica en Canadá, Estados Unidos, Latinoamérica y casi todos…

Ver la entrada original 1.151 palabras más

Viernes 8 de Mayo del 2020 a las 18:011


I
Me siento cambiando
como una nueva yo emergiendo.
Como por fin reconociendo
la mujer que soy en mis adentros.

Me siento como emergiendo,
apropiandome de mi cuerpo
y de mi trayecto.

Me parece que apropiarse de la propia sexualidad
aflora la oportunidad de apropiarse de la propia vida
y de hacer con ella lo que uno desea
.

II
Parece que como mujeres caímos en la idea
de que para ser “espiritual” “santa” “pura”
debíamos anular nuestra sexualidad,

pero de igual manera, que fueramos sensuales
pero desde una sensualidad ausente
desde una sensualidad carente de presencia,

carente de poder y de valor.

Y así caminamos
siendo lo que no somos
oprimiendo lo que sentimos,
y nuestra sexualidad,

se iba haciendo cada vez más oscura
escondida entre los rincones de los no deberías.


Cómo mujer también caí
en creer que si me muestro sexual, sensual
debía olvidarme de la idea de tener una pareja estable.


Pero hay un instinto brotando de mi cuerpo
que me pide que lo escuche
que me pide que me abra
que me pide que me toque
y me sienta poderosa.

Es ahí,
en mi sensualidad
donde siento brotar a la mujer que en verdad soy.


Es ahí
en el oscuro lago que habita entre mis labios
que yo encuentro la verdad por la que fui creada.

III
Y entre más me acerco
más abierta me suelto
más libre me creo
y más santa me encuentro.


Libertad sexual

Viernes 8 de Mayo del 2020 a las 17:13

Hay un cierto alivio en mi respirar
cuando me permito explorar
mi identidad sexual,
cuando me permito vestir sin vestir
y andar sin cargar.

Hay una cierta fuerza
un cierto pulso
que nace
y me renace.


Y entre más me acerco
más viva me siento
y más libre me quiero.


Pues creo que la sexualidad
nos libera
o nos aprisiona
según como nosotros la vivamos.

Hoy quiero decir sí a la aventura de mis instintos
a los besos que percibo en mis labios escondidos.
Hoy quiero decir si
hoy quiero decir no
hoy quiero seguir lo que me dice mi cuerpo.

Y dejar de odiarlo
y observar como me callo
como me estorbo y me cierro
a la aventura que mis sentidos me llaman

cuando me limito a querer enmarcarlo
a una estética que observo en cuerpos ajenos al nuestro
en vez de deleitarme
en el movimiento que encuentro en sus adentros.

¿Cuándo comenzamos a creer

que la sensualidad es erronea?
¿Qué tiene de malo que goce de mi cuerpo
de tu cuerpo y de la esencia
de la sexualidad que nuestras ganas exaltan?


Porque en verdad,
no lo había notado
pero cuando atravieso
aunque sea un sólo paso
la nube de los miedos y de la “pureza”

y me ofrezco, y me doy
sin esperar que me alabes ni que me quieras
pues yo ya me reconozco bella
en el contacto intimo
de mi cuerpo.


Ahí, encuentro un poder
y encuentro una libertad
de ser el deseo vivo de mi cuerpo,
de ser el cuerpo vivo de mi deseo.

The Sadness that comes at day.

There is a sadness that comes
when no one is around,
and it haunts me
even when it’s not night.


It tells me I’m not worth it,
and that I should leave
everything behind.


It tells me I’m not loved,
and that I should stop
asking for hugs.


It compares with beautiful souls
that sorround me,
but it looks at me
like I’m a horrible thing to look at.

It tells me
no one will love me
‘cause she doesn’t love me.

It tells me
I’m not worth it
‘cause I don’t have an image to share.

It tells me
I’m not worth it
because I have no man by my side.


It tells me
I’m not worth it
because I don’t have anything inside.

It tells me I’m not worth it…


But when I stop to feel it inside
and I breath
I remember
I’m worth it
just for being alive
inside…

-Una
30 Abril 2020

10:46 Casa

I

Te dije adiós
y mi corazón
lloró.

Siento que te amo
y que me fui
porque no sé quién soy.


Creo que hay deberías
en mi corazón
y yo quiero sanar
para poder amar
para poder amarte.

Sé que no soy lo mejor
pero estoy tratando

de ser,
no más mascarás,
sólo lo que mi ser
quiere ser.

II

No sé si alguna vez te conté
que a veces
quiero soltar todo y caer.

Caer en ese valle
donde todo es oscuro
y donde olvido quién soy.

A veces
sólo quiero caer
y decir
“ya no puedo

Ya no puedo seguir fingiendo
que soy feliz
cuándo yo sólo quiero sentarme
a llorar.”

III

Ay mamá,
ay papá,
ay hermanos lo siento.

Pero hoy,
al igual que ayer,
quiero llorar…

para darme cuenta
que mi luz,
aún en las tormentas,
sigue alumbrando.

  • Canción con Círculo G

La presencia importa

Soltar las máscaras
soltar los deberías
soltar el peso de existir por la imagen externa
soltar las miradas alrededor 
y existir.

Sólo así comienzo a ser
el camino que me hace bien
el camino que me nutre
el camino que me lleva a descubrir
la razón de mi existir.

Y al hablar de existir me refiero
a mi existir presente
sin más, 
pues no existe nada más
.

La misión que buscamos encontrar,
que creemos que algún día vamos a realizar,
no existe,
la misión y el propósito de tu existencia
es este.

Es tu presente, es tu sonrisa,
tu manera de respirar,
tu caminar, tu danzar, 
tu mirada profunda
y tus ganas de llorar.

Sea lo que seas
en tu presente
esa es la razón por la que existes,
pues tu presencia importa.

Tu misión es ser lo que te muestra tu presente
es ser lo que palpita en tus entrañas
en el centro de tu cuerpo, 
en el amor de tu centro.

No es necesario ser algo que no se es
no es necesario fingir
ni desordenar el flujo natural
de la sabiduría de nuestro espíritu.

La vida conoce sus tiempos
sus formas y sus pausas,
escuchémoslo,
sólo así podremos vivir en paz. 

Y es que para escucharlo
es necesario confiar
que en el no saber
una sabiduría más antigua
nos guía.

-Una
27 de Marzo del 2020

Yo también siento

Yo también lo siento,
yo también siento la pesadez,
el dolor, la angustia.

Yo también siento 
la soledad, el aislamiento,,
la culpa.

Yo también siento las ganas de salir, 
pero reconociendo
como siempre me he movido 
por lo que creo que otros esperan de mí.

Yo también siento
la oportunidad de ya no moverme
por el que dirán 
y comenzar a crear el camino 
que de mi centro brota.

Yo también siento
las ganas de no intentar,  
de no moverme
de morir en el intento.

Pero también siento, 
el despertar de mi propio autocuidado,

de tomarme de la mano,
de alimentarme sanamente,
de moverme, de buscar,
de charlar,
y también de resguardarme,
de encontrarme, 
de escucharme,
de sanarme,
y  de amarme.

Y es que yo también estoy sintiendo la vida,
y tal vez eso es el llamado,
a sentir la vida, que llevábamos tiempo
posponiendo a sentir. 

-Una
27 de Marzo del 2020

R.

No puedo negarte
que tu sonrisa no me llama,
que tus ojos no aparecen
cuando contemplo en los suspiros de mi mente.

Tu sonrisa sigue brillando
y la alegría me sigue acompañando.

Y río, y sonrío
Y me siento niña y mujer

con solo sentirme y sentir la dicha
Del amor que brota
De la pasión que brota.

Se que allá lo sientes también
Como antes ya la hemos sentido ya.


Una y otra vez,
El amor vuelve a aparecer
Haciéndonos sentir niños,
Plenos,
Dichosos,
Chisposos
.

Y que rico,
Que rico el sentir la vida brincando
Del amor que ha resurgido
en las locuras
que siempre trae
nuestro vivo corazón.

– Una
18 de Noviembre del 2019